17 de Octubre de 2020

Diputado argentino no es bienvenido a Bolivia

El ministro de Gobierno, Arturo Murillo señaló que todos los veedores que quieran venir a Bolivia son bienvenidos, pero no aquellos que quieran injerencias.

“Todos los que veedores que quieran venir a Bolivia son bienvenidos y los recibiremos con los brazos abiertos, sin importar que sean de izquierda o de derecha. Lo único que pedimos es que no hagan injerencia o que vengan a meterse en problemas”, dijo Murillo hoy en conferencia de prensa.

Esta situación se da luego de que Fagioli llegara al país junto a una comitiva que fue invitada por la presidenta de la Asamblea Legislativa Plurinacional, Eva Copa, para participar de las observaciones durante las elecciones de este domingo. Los mismos presuntamente fueron detenidos en La Paz. Sin embargo, Murillo aclaró que ningún diputado ni funcionario consular de Argentina fue detenido o arrestado en Bolivia.

"Anoche ha habido una corriente de desinformación indicando que se habría detenido a diputados argentinos. Eso jamás sucedió. Jamás la Policía Boliviana ni Inmigración detuvo a nadie. Sí se le dijo al señor Fagioli que no era bienvenido a Bolivia y que por favor regresara a su país. Él vino con otros diputados argentinos. Con los otros no hubo ningún problema", explicó.

Dijo que la madrugada de hoy recibieron llamadas del presidente del Tribunal Supremo Electoral (TSE), Salvador Romero, y también de la Organización de Estados Americanos (OEA) para pedir que lo dejen ingresar y así evitar escándalos.

Murillo dijo que Fagioli no es bienvenido al país porque anteriormente mintió con sus declaraciones al señalar que la policía mató a gente en La Paz y violó a niñas.

“Si Fagioli está en el país es por pedido de la OEA y del presidente del TSE. Este señor fue declarado persona no grata”, acotó. (Fuente: Los Tiempos)



Oruro

Amaneces
vestida de alboradas
y de amor por la libertad.

En tus pampas
danzan las ilusiones


En la colina de tus ideales
surge la estatua de la Patria,
entonando
himnos libertarios.

M. Guibarra
© Orgullo Orureño 2018